CONTACTO

Labioplastia o cirugia estética de los labios vaginales en Sevilla

Antes de adentrarnos en detalles sobre la labioplastia o cirugía estética de los labios vaginales (vulvares), incluyendo los mayores y menores, es necesario conocer su función sexual, tanto interiormente como exteriormente, y saber más sobre su valor a la hora del sexo.

Durante el coito, todas estas medidas sufren alteraciones, pudiendo hasta triplicar el tamaño en el caso de los labios mayores. Los labios mayores tienen sólo una pequeña cantidad de sensibilidad erótica, pues sirven como órganos de protección y en esos casos los órganos no tienen mucha sensibilidad. Son puntos eróticos del cuerpo de la mujer, por lo que pueden ser mucho mejor observados en estado de excitación. El color natural de la piel de los labios menores es muy variable de una mujer a otra, desde el color rosado hasta un color cercano al del vino tinto y hasta marrón. Con la exitación, pueden variar de color hacia un mayor enrojecimiento, aunque después del orgasmo vuelven a su color original.

¿Sabía que la manipulación de los labios menores puede afectar al clítoris?. La razón es porque están provistos de un punto situado bajo el clítoris que es una zona altamente erótica y entonces, si son tensados, frotados, ese punto sensible será forzosamente estimulado, pudiendo causar un aumento de tamaño de estos.

La labioplastia consiste en la disminución de los labios menores hipertróficos (más grandes de lo considerado normal), aunque estos varían de mujer a mujer y lo que puede ser demasiado grande para una, puede ser considerado normal por otra.

En el Centro Médico Prada de Sevilla somos especialistas en esta cirugía. Se trata de un procedimiento sencillo, que puede realizarse con anestesia local y sedación, y consiste en eliminar el exceso de piel en los mismos y dar unos puntos de sutura. La incisión suele cicatrizar muy bien, a pesar de ser la región genital una zona húmeda, precisando solamente de una mínima higiene diaria.

Los resultados suelen ser altamente satisfactorios y la mujer puede, en menos de un mes y dependiendo de la facilidad de cicatrización, tener una vida sexual normal sin avergonzarse de sus labios vaginales.

Con frecuencia es necesario complementarla con una reducción del capuchón del clítoris.


Centro Médico Prada - Clínica de cirugía plastica y estetica CIF.05264869-P - Política de privacidad - versión PC

Desarrolla Productos Web